Imperio Hitita

Imperio Hitita
5 (100%) 16 votos

El imperio hitita es otro de los asentamientos antiguos que antecedieron a la sociedad civil de la actualidad. Este tuvo lugar en Anatolia, entre los años 1700 y 1190 a.C. aproximadamente, y se fue abriendo paso hasta ocupar ciudades importantes como Mesopotamia, Chipre y Siria. Se conocen por fundar una potencia similar a la de Asiria y Babilonia, cuya capital era Hattusa.

A continuación, descubre los aspectos de mayor importancia de este imperio y como sus inventos guardan relación con una civilización más avanzada.

Origen del Imperio hitita

El origen de los hititas se remonta a un pueblo indoeuropeo procedentes de Asia central que se trasladaron hacia el sur y se asentaron en un área de Anatolia llamada Hatti. Se le atribuye la fundación de este a Hattusil I, rey que ejerció su mandato entre los años 1650 hasta 1620 a. C. y era considerado un dios. Para extender el territorio optó por una política de matrimonios donde casaba a sus princesas con príncipes de reinos despojados.

El imperio hitita desde sus comienzos consta de las siguientes etapas:

1 – Reino Antiguo (1600-1500 a.C)

Fue una época que consta de la expansión del imperio bajo la influencia de los monarcas Labarna I, Hattusil I y Mursil I. Según los documentos encontrados, la expansión del imperio se debe a Labarna quien agrupó pueblos y estados para avanzar en la conquista de nuevos territorios. De igual manera, instituyó una monarquía con la que llego despojar toda el área de Anatolia y extender su dominio hacia el mar Mediterráneo.

Posteriormente, bajo el mando de Mursil I logran invadir Mesopotamia y saquear Babilonia. Aunque fue un gran éxito la hazaña, políticamente no fue de gran importancia para Hatti.

Conoce más sobre el Imperio Babilónico

Reino Medio (1500-1400 a. C)

Hablar del reino medio para los hititas es hablar de una etapa de decadencia y oscuridad que lleva a los historiadores a dudar de su existencia. La poca documentación que existe alude a reyes como Tahurwaili, Alluanna, Hantil II, Huzzia II, Zidanta II y Muwatallis I, cuya lucha por el poder se deja ver por las medidas tomadas en el imperio. Les fueron arrebatadas algunas ciudades y los hechos no quedaron fundamentados.

Reino Nuevo (1400-1200 a. C)

La etapa del reino nuevo para el imperio hitita está llena de grandes hazañas que le dieron su máximo esplendor. En primer lugar, aparece la equitación y la elaboración de un carro con ruedas que facilitaban en gran manera las batallas. Todo ello, dio paso a una serie de luchas que ayudaron a recuperar el territorio perdido de Siria y atacar al débil Egipto para el momento.

Conoce más sobre el: Imperio Egipcio

Posteriormente, con el ascenso de Ramsés al poder de Egipto la hostilidad se mantuvo hasta que se firmó un acuerdo de paz o Tratado de Qadesh (Batalla de Qadesh). De allí, comienza el descenso del imperio caracterizado por el auge de los asirios y de los arameos. Por último, se enfrentan a un grupo de invasores denominados como Pueblos del Mar, que hicieron desaparecer Hattusa y marcaron el final del imperio.

Expansión del Imperio Hitita

Mapa del Imperio Hitita

Organización política del Imperio Hitita

La organización política del imperio hitita se fundamentó básicamente en el poder de un rey sobre distintos pueblos, culturas y razas que formaban Hattusa. Este rey compartía el poder con la nobleza y un órgano o especie de tribunal supremo denominado Pankus que se encargaba incluso de condenar al rey. Asimismo, se instauró una ley de sucesión que ayudaba a paliar la desenfrenada poligamia de reyes y príncipes.

Religión del Imperio Hitita

La religión de los hititas se encuentra influenciada por los sumerios, los babilonios, los asirios y otras naciones pequeñas de la época. Esta influencia la llevo a crear un panteón con múltiples dioses entre los que se destacaban Teshub, el dios del trueno y la lluvia, Arinna, diosa del sol. También se encuentra Aserdus diosa de la fertilidad, Elkunirsa, dios creador del universo y Sausga diosa hitita similar a Ishtar.

Cabe destacar que no eran politeístas, pues cada localidad contaba con un único dios al que adorar. Los reyes se consideraban una elección de los dioses, por lo que era este quien realizaba los rituales de mayor importancia.

Economía del Imperio Hitita

A pesar de la poca documentación que sustenta la vida del imperio hitita, queda muy claro la inventiva y la creatividad que caracterizaba a sus pobladores. Los aspectos que fundamentaban se economía se pueden resumir de la siguiente manera:

  • Trabajaban duro el campo: Cultivaban trigo, cebada, cebollas, guisantes, uvas manzanas, entre otros. Además, se dedicaban a la cría de ganado, cabras y cerdos que les permitían obtener pieles, leche y carnes.
  • Contaban con habilidades como alfareros, carpinteros, artesanos, hasta granjeros. Esto le permitía obtener productos y comercializarlos según las necesidades de la época.
  • Uno de los secretos mejores guardados de los hititas fue la forma en como trabajaron el bronce, el hierro y las técnicas de fundición.

Todos estos aspectos integrados les permitieron a los hititas contar con una economía sustentable.

Cultura del Imperio Hitita

Aunque los hallazgos sobre este imperio son pocos, los aspectos que definen la cultura de los hititas se pueden resumir de la siguiente manera:

Lengua del Imperio hitita

Lengua del Imperio Hitita

La lengua o idioma de los hititas era indoeuropeo según lo dejan ver algunas inscripciones encontradas en Asia Menor, región que ocupó Hatti. Este idioma proviene de la mezcla de las diversas culturas que inicialmente formaron las regiones de Anatolia.

Escritura del Imperio Hitita

La escritura del imperio hitita se vio directamente influenciada por el sistema de los babilonios, cuyo método empleado era el cuneiforme.

También, se han encontrado inscripciones con escritura de símbolos o jeroglíficos relacionados con uno de los tantos dialectos que se presumen dominaban como era el luvita. Los pocos hallazgos demuestran que el sistema de escritura era muy desarrollado, pues se han encontrado incluso narraciones que ayudan a determinar su historia.

Arte del Imperio Hitita

Arte del Imperio Hitita Batalla de Qadesh

El arte poseía gran influencia por parte de las naciones que lo rodeaban, sin embargo, existen algunas obras que denotan su independencia. Las grandes esculturas de animales, dioses y hombres, así como el grabado en relieve y las herramientas que diseñaban para la guerra dan una idea de las habilidades e inventiva que los caracterizaba. Incluso los carros de guerras, se les atribuye su invención y a partir de este modelo los egipcios construyeron sus dispositivos.

Para los palacios y edificios, emplearon la piedra, ladrillos e incluso la madera. Las paredes eran decoradas con relieves estilizados y complejos que los hacen interesantes. Algunas excavaciones datan de un archivo nacional de Hattusa, donde existe una variedad de esculturas, documentos y grabados que permiten establecer la historia de este imperio.

El imperio hitita es una de las muestras por las que ha pasado la humanidad para llegar a lo que es en la actualidad. No cabe duda, que las herramientas, los sistemas de comercio y las habilidades que dejaron al mundo se perfeccionaron para dar paso a civilizaciones modernas.

Leave a Reply